Comparte este artículo:
Las infografías son un recurso sencillo y organizado del que se valen muchas empresas en la actualidad para transmitir información valiosa. Estas permiten comunicar al consumidor de manera más intuitiva y clara. Por eso, te contaremos de aquí en adelante cómo se hace una infografía a través de unos pocos pasos.

¿Qué es una infografía?

Es una representación gráfica de información sobre un tema determinado, cuyo propósito es simplificar la manera en que se presenta el tema mediante la ayuda de imágenes, íconos y demás elementos visuales. 

Para el Marketing de Contenidos de una empresa, representa una oportunidad de reinventar sus contenidos y llegar de modo práctico a sus consumidores.

7 Pasos para elaborar infografías útiles

Saber cómo se hace una infografía es clave para que sean de gran utilidad en el marketing de tu empresa. Te traemos estos breves pasos y, más adelante, algunas tendencias sobre su diseño para este año

  • Elige el tema: 

Ten presente un tema central o eje temático antes de iniciar, así puedes enfocar tu investigación del tema en asuntos relevantes y evitar llenarte de información innecesaria que pueda confundir a tu consumidor. 

Conforme con lo anterior, igualmente determinarás el tipo de infografía que debes elaborar. Más adelante, te contaremos sobre estos tipos.

  • Explora las fuentes de información y organízalas: 

Recuerda que debes buscar fuentes confiables que sustenten las ideas de tu infografía, así generarás más confianza en tu consumidor. 

Una vez que tengas variedad de recursos de información sobre el tema que elegiste, asegúrate de jerarquizarlos según su importancia. Es indispensable distinguir cuáles fuentes se adecúan más a lo que quieres expresar y a lo que busca el consumidor.

  • Elige el estilo que más te representen: 

Para diferenciar tu infografía de otras con el mismo tema y llamar la atención de tus consumidores, es prioridad escoger un estilo que, no solo identifique tu marca, sino que sea acorde con el tema y el tipo de consumidor al que va dirigida esta representación gráfica.

En este caso, debes tener en cuenta elementos como:

Lo más importante es que todos estos elementos comuniquen conscientemente.

  • Redacta los textos y selecciona las imágenes relevantes: 

Al momento de redactar los textos de tu infografía, es necesario que sean cortos y claros. Procura utilizar un tono y registro adecuados para el tipo de consumidor al que quieres impactar.

El objetivo de la infografía siempre es simplificar la información, por lo que textos extensos y tediosos de leer no serán pertinentes. 

También selecciona las imágenes que completen el sentido de tus textos de manera implícita, así el consumidor podrá retener los aspectos clave de cada escrito.

  • Diseña un borrador: 

Antes de elaborar una versión publicable, ubica todos los elementos en un borrador. Podrás observar si hay algún error y ajustarlo previo a su revelación, además de garantizar la armonía de todos los elementos que contiene.

  • Revisa la infografía final y optimízala: 

Ya que hayas hecho los ajustes necesarios, optimizar tu infografía es el siguiente paso. Si bien puedes publicarla tal cual la terminaste, es posible que esta no termine de cargar antes de que tu consumidor pueda verla. 

Por esa razón, opta por comprimir el archivo final de tu infografía para que tenga menos peso y mantengas su calidad intacta. El peso ideal de una imagen para la web dependerá de su formato (PNG, JPG, GIF o WEBP) y tamaño. Para una imagen de 1200 pixeles de largo, el peso ideal en promedio estaría entre los 200 y los 300 kb.

  • Publícala y mide su efectividad: 

Desde el principio, planeaste la plataforma de destino de tu infografía. Cuando la publiques, si escogiste las redes sociales o sitio web de tu empresa, será más fácil evaluar el éxito de este tipo de recurso en tus plataformas. 

También podrás determinar el mejor momento y modo de elaborar y publicar estas representaciones gráficas en el futuro, además de incluirlas en tu estrategia de Marketing de Contenidos.

¿Qué plataformas puedes utilizar para crear tus infografías?

Podrías utilizar plataformas gratuitas, como Canva, Genial.ly o Piktochart, o pagas, como Adobe Spark o Infogram.

Tipos de infografías que puedes realizar

Para hacer que tu infografía sea efectiva, es primordial identificar el tipo de infografía que puedes crear a partir de tu tema. A continuación, verás algunos de estos tipos: 

Infografía informativa

 Cómo se hace una infografía informativa
Este tipo de infografía es la más utilizada y sirve para comunicar la información más destacada sobre determinado tema. En ella, se puede jerarquizar o no la información por nivel de importancia. 

Subscríbete a nuestro newsletter

Mantente actualizado con las últimas noticias del mundo del marketing digital, cifras, casos de éxito y mucho más.









    Infografía comparativa

    Ejemplo de infografía comparativa
    Estas representaciones gráficas son las que buscan contrastar la información, es decir, mostrar diferencias y similitudes sobre uno o más temas específicos.

    Infografía cronológica

    Ejemplo de infografía cronológica
    Este tipo de infografía muestra una evolución a través del tiempo. Usualmente se presentan en forma de líneas del tiempo verticales u horizontales.

    Infografía secuencial o de procesos

    Ejemplo de infografía secuencial o de procesos
    En estas representaciones gráficas, la idea principal es secuenciar un proceso. En otras palabras, se escribe un paso a paso o se utilizan listas correspondientes al tema del que se va a hablar.

    Infografía estadística

    Ejemplo de infografía estadística
    Este tipo de infografía es muy común para las empresas, ya que proviene de datos reales que pueden ser tediosos de leer. En estas, se suelen usar gráficos estadísticos como diagramas de barras, diagramas de torta o circulares, y diagramas de puntos y líneas. 

    3 tendencias para la elaboración de infografías 

    • Fuentes con serifa

    Cada vez es más complejo llamar la atención de los consumidores en el entorno digital, pero una tipografía adecuada puede ayudarte significativamente. 

    Las tipografías con serifa son fuentes clásicas y elegantes que captan la atención del usuario, por lo que usarlas se ha vuelto una tendencia.

    Este tipo de fuente de texto permite que tus consumidores se enfoquen más en lo que dicen tus infografías y reflejan tanto estilización como confiabilidad hacia quien las lee. 

    • Recursos visuales inclusivos

    Utilizar imágenes o íconos que promuevan la inclusión y la diversidad humana es, cada vez más, un elemento significativo en el diseño de infografías. 

    Estos recursos gráficos, no solo demuestran la importancia de tolerar las diferencias y promover el respeto, sino que destacan los valores de la marca en cuanto al tema. Una marca consciente de la realidad y la diversidad tiene un gran potencial de crecimiento.

    • Datos curiosos

    Sin duda, los datos curiosos siempre plantean dudas positivas en los consumidores, por lo que son una buena oportunidad para compartir información sobre un tema. 

    Esta tendencia está llena de contenidos valiosos y breves, de tal manera que tu marca pueda transmitir su mensaje de modo creativo y propiciar la curiosidad de quienes la ven.

    El uso de datos curiosos también implica que tus consumidores perciban tus infografías como fuentes de información sutiles y ligeras. Puesto que se exponen a millones y millones de informaciones al día, puede ser tedioso sentir que les están vendiendo todo el tiempo, así que esta tendencia lograría hacer que vean tu contenido por gusto.  

    Infografías HTML5: un recurso con movimiento

    Así como existen infografías clásicas en archivos de imagen y texto, también hay animadas que se conocen por el nombre de infografías HTML5. Este tipo de representación gráfica usualmente se encuentra en formato GIF o archivos de video, por lo que de igual modo las llaman gifografías.

    ¿Cómo se hace una infografía HTML5?

    Para elaborarlas, debes seguir los mismos pasos que con la infografía clásica, como están descritos anteriormente. 

    Sin embargo, en estas, debes involucrar recursos visuales e incluso textos con movimiento que se presenten paulatina y organizadamente a medida que tu consumidor avance en la visualización.

    También hay algunas que, no solo incluyen elementos visuales en movimiento, sino que cambian de gráficos al momento en que el consumidor pasa el cursor sobre ellos. Así, son igualmente recursos interactivos y con potencial de permanecer en la memoria de los que los observan. 

    El ejemplo interactivo de El País

    Un ejemplo claro de esta representación gráfica interactiva es la Radiografía de tres brotes del Covid 19, publicada por el periódico El País, en la cual se muestra el cambio de las imágenes de fondo a medida que se avanza en la lectura de la información.

    ¿Por qué deberías saber cómo se hace una infografía?

    Las infografías tienen varias utilidades para el Marketing de Contenidos de tu empresa: 

    • Te permiten combinar formatos en tu estrategia de marketing, porque puedes ajustar información que ya tengas escrita en un contenido de tus redes o sitio web. Así, refrescar el modo en que transmites información y ahorras tiempo en la producción de contenidos.
    • Facilitas el entendimiento de tus consumidores y el acceso a tu contenido.
    • Equilibras el desarrollo de contenidos escritos y visuales para darle más variedad a tus consumidores.
    • Es un recurso que puedes utilizar con otras herramientas en tu marketing como el Storytelling, los videos, los blogs, los ebooks, entre otros…

    Ahora ya sabes lo esencial sobre cómo se hace una infografía, ¡anímate a seguir explorando en tu marketing!

    Lee más sobre temas de marketing en nuestros blogs.

    Tal vez pueda interesarte

    Comparte este artículo: